Curiosity encuentra antiguo oasis

Desde que aterrizó en Marte en 2012, el rover Curiosity de la NASA ha estado explorando Gale Crater, un vasto y seco lecho de un lago antiguo con una montaña en el centro. Ahora, el rover ha encontrado sedimentos que contienen sal de sulfato en el cráter, lo que sugiere que alguna vez tuvo lagos salados.

Los científicos de Curiosity describieron la escena en un artículo en Nature Geoscience publicado esta semana. Los investigadores que analizan los datos del rover extrapolan de los datos que las rocas enriquecidas con sales minerales son evidencia de estanques de salmuera que pasaron por períodos de desecación y desbordamiento.

El siguiente paso en su investigación es que los científicos entiendan cuánto tiempo tomó la transición y cuándo sucedió, según un comunicado del Jet Propulsion Laboratory de la NASA en Pasadena, California.

Las próximas misiones verán a Curiosity conducir hacia capas más inclinadas para investigar estructuras rocosas; si se formaron en condiciones más secas, eso puede significar una nueva fase de desarrollo para el cráter y revelar más secretos sobre la vida en Marte de hace millones de años.


Suscríbete

Fundador es una publicación sobre tecnología y startups en español. Suscríbete en www.fundadornews.com y nunca te pierdas una actualización.